Logo Aniversario

No encuentra lo que está buscando?, Pídanoslo

Contacto

91 710 95 15



Filtros disponibles

Precio
Marca

PCs All-In-One

Configurar sentido descendente

10 Artículo(s)

por página

10 Artículo(s)



por página

Los ordenadores All in one o AIO montan sus componentes en la misma caja donde se encuentra la pantalla. Este tipo de factor de forma es muy útil cuando no tenemos espacio para colocar una torre o simplemente no queremos que todo esté lleno de cables de la torre al monitor. Es más, si todos nuestros periféricos son inalámbricos podemos tener un ordenador con tan sólo el cable que va a la red eléctrica, lo cual es visualmente muy agradecido.

Los All in one PC son casi portátiles

Su peso es superior al de un laptop, pero su principal ventaja es que no tienen prácticamente cables, lo que los convierte en ordenadores con muchísima movilidad. Esto nos sirve por si queremos llevárnoslo de un lado a otro de la casa para jugar o ver una película o en una oficina resulta muy útil para teleconferencias o presentaciones. Existen hasta versiones con tarjetas gráficas potentes que, aunque no son baratos nos permitirán jugar o trabajar video y fotografía.

El tamaño más habitual de pantalla es de 22 a 24 pulgadas, medido de esquina inferior a la esquina superior. Podemos encontrar ordenadores All In One con todo tipo procesadores como el Intel Core i3, i5 o i7 y suelen llevar 8 GB de memoria RAM y 1 TB de disco duro. Cuanto más potentes sean los componentes más caro será nuestro All In One PC y nos valdrá para más tareas.

Gracias a Windows 8 y Windows 10, también podemos encontrar ordenadores All in one con pantallas táctiles. Esta característica es muy útil ya que nos permite prescindir del ratón y nos hace más sencilla la navegación por el PC. Además, como ya hemos comentado antes, supone una gran ventaja para la portabilidad ya que nos permite llevarnos nuestro ordenador All In One con mucha más facilidad al carecer de cables adicionales.

Los portátiles y los All In One PC usan el mismo tipo de componentes en su mayoría. Aunque los portátiles están pensados para moverlos fuera de casa y que sean fáciles de llevar, si lo pensamos bien... ¿Cuántas veces sacas el portátil de casa? ¿No te da la impresión de que casi siempre está en el mismo sitio? Si la respuesta es un SI rotundo, quizás tenga más sentido comprar un ordenador All In One, ya que es mucho más cómodo a la hora de trabajar con él.

Hay un montón de buenas razones como las que hemos explicado antes para comprar ordenadores All In One. Como ya hemos dicho, sus pantallas son más grandes que las de un portátil y permiten trabajar de manera muy cómoda o incluso ser usado para ver películas y series.

Otra de sus principales ventajas es que el espacio que ocupa. Al prescindir de la caja y solamente ser un monitor, los ordenadores All In One nos permiten ganar espacio extra, mejorando también el diseño. Si andas corto de espacio, un All In One PC puede ser tu salvación.

Los ordenadores All In One son excelentes para usar con sistemas operativos como Windows 10, gracias a las pantallas táctiles, navegar con ellos es de lo más cómodo. Esto nos abre un nuevo mundo en el manejo del ordenador gracias a sus grandes pantallas táctiles.