Logo Aniversario

No encuentra lo que está buscando?, Pídanoslo

Contacto

91 710 95 15



Filtros disponibles

Precio
Marca
Tamaño ventilador
Regulación
Conector
Nivel sonoro
Caudal

Ventiladores

Configurar sentido descendente

Artículos 1 a 20 de 122 en total

por página

Artículos 1 a 20 de 122 en total

Página:
  1. 1
  2. 2
  3. 3
  4. 4
  5. 5


por página

Controlar la temperatura debería ser siempre una de las máximas preocupaciones de un usuario de PC que trabaje mucho con él. Tanto si has comprado una ordenador ya montado como si lo estas montando tú, debes tomar todas las medidas necesarias para que tu ordenador se mantenga a una temperatura estable. El exceso de calor es muy negativo para el rendimiento de nuestro PC, pero además, reduce considerablemente la vida útil de nuestros componentes.

Los ventiladores de la carcasa son como pequeños soldados que mantienen todo en orden pero que nadie alaba su trabajo. Previenen que el polvo destruya nuestros componentes posándose encima de ellos y mantienen nuestro equipo refrigerado a salvo del calor. Mientras funcionen no nos damos cuenta del valor que tienen, pero si fallan estamos perdidos sin ellos. La ventaja es que no es una parte cara de nuestro PC y es fácil de sustituir. En Ibértronica encontrarás ventiladores de todas las tipos y tamaños que se adaptan a las necesidades que tu PC necesita.

¿Qué debes saber al elegir los ventiladores de tu PC?

A la hora de elegir los ventiladores de tu PC deberías tener en cuenta lo siguiente:
Comprueba cuales puedes poner en tu carcasa. Si no tienes espacio para ponerlos o compras ventiladores demasiado grande habrás hecho una compra en vano. La mayoría de las cajas de PC actuales tienen una gran variedad de formas para montar los ventiladores que pongas en ella. Suele tener paneles para ventiladores de 120mm y paneles en los que colocar ventiladores de 80mm.
Incluso si tienes espacios libres para montar más ventiladores, asegúrate de ninguno de sus otros componentes interfieren con el. Un disipador, la memoria RAM o una tarjeta gráfica grande puede bloquear la instalación de ventiladores adicionales. También asegurate de que no rozan con nada y que están bien enganchados para evitar vibraciones y ruidos molestos. Por último, ten en cuenta la potencia de la fuente de alimentación, ya que si no tienes potencia suficiente no podrás hacer que funcionen más ventiladores. Esto se nota aun más cuando usamos ventiladores LED en nuestro PC, ya que consumen un poco más de energia de la habitual debido a la luz.

Todo lo que se encuentra dentro de tu ordenador genera calor. Si a eso le añadimos la temperatura ambiente, que en España en los meses de verano es altísima, nos podemos hacer una idea de lo que sufre nuestro amado PC. Cuanto más calor tiene que soportar nuestro ordenador, peor será el rendimiento de este.
Ese calor hay que sacarlo como sea de nuestra carcasa para que los componentes se enfrien. Esto significa que debemos instalar ventiladores y disipadores que reduzcan y expulsen ese calor. Estos son los componentes que más calor generan:
CPU: Es el componente que más trabaja dentro de tu PC. Por lo que requiere más medidas para mantenerlo frío. Debe ir siempre con un disipador (Que hay que pegar con pasta térmica) y un ventilador propio o un sistema de refrigeración líquida
GPU: Si eres un gamer o editas video profesional o imagenes, es más que probable que tengas una tarjeta gráfica potente para procesar esos gráficos. Las tarjetas gráficas vienen con su propio sistema de ventilación de serie, muy parecido a como refrigera la CPU. Llevan un disipador, ventiladores y pasta térmica. Algunas tarjetas gráficas incorporan software especial para que podamos controlar la temperatura con más precisión.
RAM: La memoría RAM está trabajando constantemente en nuestro PC, por lo que se calientan con facilidad. Es importante, que el aire fluya correctamente hacía el exterior para que no sufran en exceso. Hay que considerar comprar módulos de memoria RAM que lleven disipadores pre-instalados para minimizar este problema.
Discos Duros: Todo lo que se mueve genera fricción que a su vez genera calor. Los discos duros mecánicos contienen partes móviles que generan calor y este calor necesita ser evacuado. Aunque hay soluciones particulares para refrigerar los Discos Duros, si colocamos los discos duros de manera que estén dentro del flujo del aire no debería haber problemas para refrigerarlos.
Mantener nuestro PC a una buena temperatura no es para nada difícil. Instalar los ventiladores y mantener un buen flujo de aire no es pan comido si sabemos como hacerlo adecuadamente.